Viernes, febrero 25th, 2011 | Author:

Hay varios trucos que pueden facilitar el trabajo de corte.
d El aluminio muy delgado se corta bastante bien con un cúter. Para ello, basta con una regla de acero y realizar varias pasadas resiguiendo la línea de corte.
Otros metales, como el plomo en hoja, pueden cortarse con un serrucho viejo, descansando la hoja a lo largo del borde del banco.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.
Deja un comentario » Log in